Cuando tu mujer está embarazada ves mujeres embarazadas en todo los sitios. Cuando trabajas en el yo digital todo lo que ves es digital. Incluso las guerras. Pero lo cierto es que existen, las embarazadas y las guerras digitales. Ahora tenemos dos guerras digitales en marcha sin la repercusión mediática que se merecen. A saber, Google contra China y por supuesto Wikileaks contra …
La primera, la de Google tiene sus puntos relevantes en:

google china
  • Google denuncia un ataque por parte de china contra sus servidores. Enero 2010 y se marcha con su buscador a Hong-kong.
    • Se espían cuentas de disidentes y partidarios de la liberación del Tibet. ¿?????
  • La administración Obama apoya incondicionalmente a su empresa tecnológica.
    • Discurso de B. Clinton “libertad de internet” 21 de Ener 2010
  • Google se arma de razones morales, (anuncia que quitará la censura en sus busquedas)Marzo 2010,
  • yuanGoogle se traga sus convincciones y vuelve a china con su buscador. En la solicitud de renovación de licencia, la empresa que tiene por eslogan “no hacer el mal” se compromete a “respetar las leyes chinas” y a “no aportar contenidos fuera de la ley”.

Como diría un amigo catalán el yuan es el yuan.

wikileaksLa de wikileaks es más asimétrica aun. Toda la administración USA contra wikileaks y mira por donde se produce un movimiento inesperado de guerrillas contra el ejército imperial. Esto bien novelado sería una historia propia de Viriato contra las legiones imperiales romanas o de partisanos contra cualquier otro ejército regular.

Existen grandes paradojas en estas guerras por ejemplo: WikiLeaks destapa una guerra del gobierno de China contra Google.

soldados terracotaY yo me pregunto, como son, y como se reclutan los soldados digitales. Me imagino una sala sin apenas decoración ni comodidades  llena de jóvenes matemáticos, ingenieros e informáticos chinos contra la poderosa y glamourosa Google. (probablemente armada de jóvenes universitarios en gran parte de origen asiático también). Como podrán mentalizar y motivar a estos soldados en el país de mayor número de millonarios del planeta, es decir China. Porque claro el dinero no lo es todo.

Y en la otra guerra la de wikileaks, ya están apareciendo las primeras bajas: Un joven adolescente de 16 años que apoyo a Anoymous favoreciendo ataques de denegación de servicio a Visa, posteriormente otro de 19 años por igual motivo.  Quizás este tipo de perfil de guerrillero digital adolescente me resulte más fácil de comprender.

Bueno no me enrollo más, lo importante de las guerras es ganarlas, que diría Mouriño. Existe la ilusión romántica de que se pueden ganar guerras de guerrillas, pero sigo pensando que como en la película de Espartaco, puedes tener un gran ejercito de artistas gladiadores pero donde este la disciplina y organización de las legiones que se quiten el romanticismo de los amateurs.
Cada vez me da más miedo el gigante asiático.

espartaco